Cumbres Emblemáticas 2017

“Cumbres emblemáticas”

Dhaugaliri I 8167
Es la séptima cima más alta de la Tierra. El macizo se sitúa en Nepal y se extiende a lo largo de 120 km desde el río Gandaki, al oeste, hasta el curso del río Bheri
El Dhaulagiri I se encuentra a tan solo 34 km al este del Annapurna (8.091 m). El río Gandaki, que separa ambas montañas, fluye a través del famoso desfiladero Kaligandaki, el más profundo del mundo.
El nombre proviene del sánscrito  significa montaña deslumbrante, blanca y hermosa.

La mayoría de las ascensiones han seguido la ruta de la arista noreste usada durante el primer ascenso realizado con éxito.
En el año 1950 el Dhaulagiri I es reconocido por una expedición francesa dirigida por Maurice Herzog. Tras pensar que no es posible una ruta factible de escalada, deciden cambiar su intento de ascenso dirigiéndose al Annapurna, donde realizan la primera escalada con éxito a un ochomil.

Fue escalado por primera vez el 13 de mayo de 1960 por una expedición suiza/austriaca liderada por Max Eiselin, por primera vez llegan a la cumbre un conjunto de escaladores formado por Kurt Diemberger, P. Diener, E. Forrer, A. Schelbert y los sherpa Nyima Dorje y Nawang Dorje.​ ​ La primera escalada estuvo apoyada desde el aire por una avioneta Pilatus PC-6, la cual terminó accidentada durante un despegue desde el “Valle Escondido” en la cara norte.

Hasta 1970 no se produce el segundo ascenso con éxito a través de la ruta de la cara noreste por un equipo japonés. Esta misma ruta es la utilizada en la tercera escalada exitosa llevada a cabo por un equipo estadounidense en 1973.
Los italianos en 1976 coronan por cuarta vez la cumbre.
Hay que esperar a la primavera de 1978 cuando el japonés Amemiya regresa a la montaña con una expedición que consigue colocar a cinco miembros del equipo en la cumbre a través de la cara suroeste, consiguiendo el primer ascenso que no recurre a la vía normal por la ruta noreste. Este mismo año, otro japonés Seiko Tanaka dirige con éxito un ascenso a la cumbre por la complicada ruta sureste.
En 1985 se hace la primera ascensión invernal en una expedición que incluía al gran escalador  Jerzy Kukuczka.
En 1993 un equipo ruso-británico abre una ruta directa hasta la cumbre por la cara norte.
La cara sur del Dhaulagiri permanece sin escalar, sigue siendo uno de los desafíos más grandes que quedan aún por culminar en el alpinismo.